Select Page

¿Qué debe hacer si renuncia a su trabajo, pero su jefe quiere que se quede? Si se le pide que se quede después de dar un aviso de dos semanas, es importante considerar sus opciones y decidir si tiene sentido considerar la oferta y retirar su renuncia o quedarse con su plan original y seguir adelante.

Es importante mantener una relación positiva con su empresa y mantenerse fiel a lo que es mejor para usted. Si renuncia y su jefe quiere que se quede, piense detenidamente antes de responder.

Revise los consejos sobre cómo manejar una contraoferta de su empleador después de haber renunciado, los pros y los contras de quedarse o mudarse, y cómo manejar su renuncia cuando su empleador quiere que se quede.

Pros y contras de aceptar una contraoferta después de renunciar

Muchos expertos en empleo sugieren que, por lo general, no es aconsejable aceptar permanecer a bordo después de haber notificado la licencia. Una encuesta de Harvard Business Review informa que casi el 40% de los altos ejecutivos y líderes de recursos humanos (HR) dijeron que aceptar una contraoferta de un empleador actual afectará negativamente su carrera.

Puede ser considerado un riesgo de fuga, y su lealtad y dedicación pueden ser cuestionadas, poniendo en peligro futuras promociones y aumentando potencialmente sus posibilidades de ser despedido si aparece un candidato nuevo y ansioso. Además, aceptar quedarse y luego irse poco después muy probablemente quemará sus puentes con la empresa.

Dicho esto, el 78 % de los altos ejecutivos y el 80 % de los líderes de recursos humanos indicaron que aceptar una contraoferta a veces puede tener sentido.

Qué hacer cuando recibe una contraoferta

Primero, tenga mucho cuidado al aceptar quedarse después de haber renunciado a su trabajo. Su empleador puede tratar de convencerlo de que se quede con ofertas de un salario más alto, una promoción, días adicionales de vacaciones, un horario flexible, esa elegante oficina en la esquina, etc.

Escuche a su jefe

Por difícil que sea, dale a tu empleador la oportunidad de explicar por qué quiere que te quedes. Esto no solo establecerá el tono para una discusión respetuosa y razonable, sino que también puede escuchar por qué se le considera tan valioso, información que puede ser útil para incluir en una futura entrevista de trabajo. Sin embargo, si el jefe continúa sin cesar, no tenga miedo de reiterar que su decisión es definitiva.

Si no renuncia debido a una mejor oferta de trabajo, esta conversación con su jefe también puede ayudarlo a decidir si tiene sentido quedarse y tratar de hacer que el trabajo funcione.

Recuérdate a ti mismo por qué querías irte

Escuche a su jefe, pero manténgase firme. Si tu instinto te dice que es hora de seguir adelante, ten en cuenta ese sentimiento. Los grandes salarios y los beneficios especiales pueden ser convincentes, pero no son toda la historia. Puede ser útil anotar una lista de las ventajas y desventajas de quedarse o irse para mantener sus prioridades en orden.

Ofrezca hacer lo que pueda para facilitar la transición

Hágale saber a su jefe que está dispuesto a ayudar a llenar el vacío lo mejor que pueda, ya sea capacitando a una nueva persona o estando disponible para responder preguntas después de su partida. Solo asegúrese de que esté en sus términos y de que solo se comprometa con lo que pueda cumplir de manera realista.

Envíe una nota de agradecimiento una vez que se haya mudado

Claramente, usted fue un gran activo para su empresa, lo que significa que son una excelente conexión para tener cuando está en red o cuando necesita una referencia sólida para trabajos en el futuro. Por eso es importante no quemar puentes.

Una semana después de su partida, envíe una nota de agradecimiento expresando su gratitud por la oportunidad y deseándole a la empresa lo mejor en el futuro.

Qué hacer y qué no hacer cuando te piden que te quedes

Hacer

  • Tenga cuidado con aceptar quedarse

  • Escucha a tu jefe

  • Recuérdate a ti mismo por qué querías irte

  • Ofrezca hacer lo que pueda para facilitar la transición

  • Envía una nota de agradecimiento después de que te hayas mudado

No

  • Sentirse obligado a quedarse o sentirse culpable por quedarse

  • Pierde la calma o enojate en el trabajo

  • Sobre-explicar por qué te vas

  • Di algo negativo sobre tu jefe o la empresa.

  • Proporcione detalles sobre su nuevo trabajo o involucre al nuevo empleador

Qué no hacer después de dejar de fumar

No debe sentirse obligado a permanecer en el trabajo ni sentirse culpable por su decisión de seguir adelante. En última instancia, se le emplea a voluntad, a menos que esté cubierto por un contrato de trabajo, lo que significa que su empleador no puede obligarlo a permanecer en la empresa. No te dejes sentir culpable por quedarte.

Aunque puede ser difícil sentir que estás decepcionando a los demás, trata de tener confianza en tu decisión y siéntete orgulloso del hecho de que estás haciendo lo mejor para ti.

No pierdas la calma

Puede ser frustrante si tu jefe no te escucha o si te ruega repetidamente y sin cesar que te quedes. Sin embargo, asuma la responsabilidad de asegurarse de que la situación no se salga de control. Recuerde, este es un compromiso profesional, no personal. Estás en todo tu derecho de seguir adelante como quieras.

no te enojes

Haga un esfuerzo por mantener la calma y, si su jefe continúa, planee una respuesta simple pero final.

Puede decir : “Aprecio y entiendo sus preocupaciones sobre mi partida, pero mi decisión es definitiva y mi último día será el . Por favor, hágame saber qué puedo hacer de vez en cuando para facilitar esta transición”.

No sienta la necesidad de sobre-explicar

En última instancia, no le debes a tu jefe una explicación detallada de por qué sigues adelante. Si está 100% comprometido a hacerlo (y no tiene ningún interés en considerar una contraoferta), debe evitar divulgar demasiados detalles sobre sus razones para dejar la empresa. Muy poca información es mejor que demasiada, y hay algunas cosas que no debe decir cuando renuncie.

Si su supervisor está realmente comprometido a hacer todo lo posible para que usted permanezca a bordo, una explicación como "Estoy buscando un salario más alto" o "Quería un horario más flexible" le dará una oportunidad fácil de molestar. con contraofertas o promesas sobre lo que cambiará si decide quedarse.

No digas nada negativo

Además, asegúrese de evitar decir algo negativo sobre su jefe o la empresa. En cambio, si le preguntan sobre su decisión, apéguese a una explicación más general.

Puedes decir : "Estoy buscando llevar mi carrera en una dirección diferente" o "Quiero explorar una nueva industria".

No proporcione detalles sobre su nuevo trabajo

Su jefe puede buscar detalles sobre su nuevo trabajo para averiguar cómo pueden lograr que se quede o qué ofrecen otras empresas que la suya no ofrece. Usted no tiene la obligación de proporcionar información sobre su nuevo puesto. Si su jefe lo presiona para que divulgue detalles específicos, como cuánto ganará en la nueva empresa, trate de desviar la pregunta.

Puede decir: "Acepté no divulgar esa información" o simplemente, "Estamos en el proceso de finalización".

No involucres a otras empresas

Si ya ha aceptado una oferta en una nueva empresa, o si está en el proceso de una entrevista de trabajo, no permita que el drama en torno a su partida se filtre en sus perspectivas futuras.

Si bien puede sonar como algo bueno que se le valore tanto en su función anterior, no desea abordar una nueva oportunidad con ningún equipaje o darle al futuro empleador motivos para preocuparse de que pueda reconsiderar y optar por quedarse con su antigua empresa

Conclusiones clave

  • Muchos expertos en empleo creen que aceptar una contraoferta de su empleador actual después de renunciar no suele ser la mejor estrategia de carrera.
  • Antes de tomar una decisión final, escuche a su jefe y evalúe los pros y los contras de mudarse o quedarse.
  • Lo más importante es recordar que debe tomar la mejor decisión para usted y para el siguiente paso de su carrera.

¿Estás obligado por 2 semanas?

¿Tengo que dar aviso de 2 semanas antes de dejar un trabajo en California? En California, por lo general, no se requiere que un empleado o empleador dé un aviso de dos semanas, o cualquier aviso, antes de renunciar o terminar un trabajo. Esto se debe a que California es un estado de empleo "a voluntad".

¿Un aviso de 4 semanas es demasiado largo?

Es una cortesía común avisar a su empleador con al menos una semana de anticipación si ha estado en su empresa durante más de un mes pero menos de dos años. Considere dar un aviso de dos semanas, incluso si solo ha estado en su empresa durante unos meses.

¿Se pueden negar tus 2 semanas?

Política de la compañía

Si bien es perfectamente legal que un empleado renuncie sin motivo y no proporcione un aviso de dos semanas, algunos empleadores pueden tener políticas de la empresa que exigen que sus empleados den un aviso de dos semanas. Sin embargo, no hay mucho que un empleador pueda hacer si el empleado ignora esta política.

Qué pasa si avisas con dos semanas de antelación y te piden que te quedes más tiempo

Si su empleador le pide que se quede más de dos semanas (o el período de tiempo estipulado en su contrato), puede optar por hacerlo, pero no tiene la obligación de quedarse a menos que tenga un contrato de trabajo que estipule lo contrario.

Video: boss wants me to stay longer than two weeks